Envío gratis añadiendo un segundo producto*
Happymami logo

No hay productos en el carrito.

 Lactancia materna, grietas, mastitis y otros problemas


Existen ocasiones en que la lactancia materna se encuentra con dificultades, por ello nuestro equipo de matronas te han preparado el siguiente post con las dificultades más frecuentes en la lactancia materna, grietas, mastitis y otros problemas derivadas de problemas maternos. Se podría decir que los problemas más comunes que hacen fracasar la lactancia materna son el dolor del pecho y/o pezones y la percepción de la mamá (real o subjetiva) de una baja producción de leche. ¡Vamos a ponerle solución!

Lactancia materna, grietas, mastitis y otros problemas

El primer biberón diseñado a medida

Grietas del pezón

Debes saber que cierta incomodidad en los pezones incluso leve dolor es normal al principio de las tomas en los primeros días de la lactancia materna. Esto es debido a que es una nueva experiencia para la madre y la presión negativa que se crea en los conductos que todavía no están repletos de leche puede explicar esta sensación. Sin embargo, no se considera normal si este malestar persiste con los días o no ocurre sólo al inicio de la toma. Ésta situación requiere una evaluación de la toma al pecho y asesoramiento por parte de tu matrona o especialista en lactancia materna.

Por el contrario, las grietas son heridas en los pezones que producen dolor al inicio de la toma, el dolor va cediendo durante la toma y remite al soltarse el bebé, pueden ser sangrantes y hacer que tu bebé tenga vómitos hemáticos por presencia de esta sangre en la leche materna.

Causas grietas del pezón

  • Mal agarre y/o postura.
  • Presión del pecho para liberar la nariz del bebé por temor a que no pueda respirar.
  • Anquiloglosia. (frenillo)
  • Micrognatia. (mandíbula muy pequeña)
  • Limitación horaria de las tomas.
  • Uso de jabones con lavado frecuente del pecho y/o cremas inadecuados.
  • Uso de extractor de leche con una copa inadecuada.

En ocasiones, puede que no se encuentre un motivo aparente para el dolor de pezones, cabe considerar que tu bebé tenga una succión demasiado vigorosa apretando el pezón y se beneficiará de fisioterapia para mejorar la succión.

Diseña tu biberón

Tipos de grietas del pezón

  • Grieta en la base del pezón: suelen derivar de una mala posición del bebé.
  • Grieta en la punta del pezón: sus causas son fundamentalmente el mal agarre o succión.

Reproduce tu anatomía protege tu lactancia materna

Tratamiento grietas del pezón

Ten en cuenta que los diversos tratamientos no son aplicables a todas las grietas del pezón y deberás tener un seguimiento individualizando por tu matrona o experta en lactancia materna. La evidencia científica disponible no avala ningún tratamiento estandarizado. Independientemente del tratamiento utilizado, el dolor suele ir remitiendo a niveles leves sobre el 7º-10º día postparto. Por lo que se proponen unas medidas generales:

  • Corrige la posición de la toma, hasta lograr un enganche correcto.
  • Lactancia materna a demanda, piel con piel, favoreciendo enganche espontáneo.
  • Fomenta un agarre profundo, puedes exprimirte el pecho durante la toma para facilitar la salida de la leche y que la toma sea más corta.
  • Varia la postura para cambiar la dirección de la mordida (balón rugby, caballito…).
  • Empieza la toma por el pecho menos afectado, para minimizar el dolor.
  • Puedes estimularte el pezón para favorecer la salida de la leche materna antes del enganche.
  • Si tienes mucho dolor en el pezón, puedes extraerte la leche materna realizando lactancia materna diferida hasta mejoría.
  • Puedes aplicarte tu propia leche materna de manera tópica si no existe infección asociada y deja que el pecho se seque al aire.
  • Si usas discos protectores cambiarlo frecuentemente.
  • Las conchas protectoras de pezones pueden ser útiles para impedir el roce y mejorar curación.
  • Utiliza pezoneras sólo en casos muy puntuales y bajo supervisión. Puesto que no corrigen la causa original.
  • Apoyate en tu matrona o experta en lactancia materna con un seguimiento estrecho.

Diseña tu biberón

Ingurgitación mamaria

Antes de empezar, hay que diferenciarla de la congestión fisiológica que ocurre con el inicio de la producción de leche materna (lactogénesis II) normalmente entre el 3er y 5º día postparto (“subida de la leche”). En esta situación no hay dificultad para el agarre y vaciado ni molestias importantes.

La ingurgitación mamaria se produce por un desajuste entre la producción y la extracción de leche materna. El pecho está a tensión, duro, brillante, el drenaje linfático está alterado, puede haber febrícula y la leche no fluye o lo hace con dificultad. Puede afectar a la mama solamente o también al pezón y la areola. Tu bebé tiene dificultad para agarrarse al pecho y extraer la leche y esto empeora la situación. Puediendo derivar en un abandono de la lactancia materna o en una mastitis.

Esta congestión mamaria tiene dos componentes: por una parte, la leche materna acumulada en los conductos, y por otra, la inflamación y el edema en el espacio intersticial.

El mejor tratamiento de la ingurgitación mamaria es la prevención con técnica correcta y no restringiendo horarios.

Avalado por profesionales sanitarios

Causas ingurgitación mamaria

  • Técnica inadecuada.
  • Horarios restringidos.
  • Separación madre-hijo.
  • Administración de suplementos.

Tratamiento ingurgitación mamaria

  • Utiliza compresas de agua tibia previo a la extracción con extractor si tu bebé no puede abarcar la areola (no utilizar si hay edema areolar) o mediante la succión del bebé o con extracción manual.
  • Masajeate el pecho con movimientos circulares o radiales en dirección al pezón para drenar la leche materna antes y durante la toma.
  • Técnica de la presión inversa suavizante (PIS). Consiste en aplicar presión sobre la areola en la zona que rodea el pezón para desplazar la hinchazón hacia atrás y hacia el interior del pecho. El tiempo es variable hasta que la zona areolar quede blanda para que tu bebé pueda realizar un buen agarre.
  • Compresas frías después de la extracción.
  • Valorar asociar AINES.

Diseña tu biberón

Conductos obstruidos

También puede ocurrite que tengas los conductos obstruidos. Son zonas de acumulación de la leche materna dentro de un conducto que causan distensión del tejido mamario palpándose un bulto doloroso a veces con enrojecimiento de la piel en esa zona. Si no se logra drenar puede acabar en una mastitis. No presenta síntomas sistémicos como la mastitis y puede haber febrícula.

Causas conductos obstruidos

  • Cirugía previa del pecho.
  • Mala técnica.
  • Hipergalactia. (mayor producción de leche materna)
  • Perla de leche materna por tracción del bebé. Es una obstrucción en la salida de un poro del pezón y se aprecia una imagen redonda y regular. No hay que tratar salvo que produzca dolor y en tal caso se drenaría levantando la piel con aguja y técnica estéril.
  • Ropa ajustada o cualquier elemento que pueda presionar la zona de forma constante (cinturón de seguridad del coche, bolso, sujetador apretado, posición para dormir…).
  • Vuelta al trabajo.
  • Horarios rígidos.
  • Infecciones intraductales. Pueden ocasionar perlas de leche materna en el pezón por infección, son de forma irregular y deben ser evaluadas por un profesional que determine si hay que hacer un cultivo de leche.

Tratamiento conductos obstruidos

  • Corregir posibles causas conocidas.
  • Realiza un masaje previo a las tomas y durante éstas utiliza compresas tibias.
  • Colocar a tu bebé de forma que su mentón se dirija hacia la obstrucción.
  • Aumenta la frecuencia de las tomas y asegura vaciado del pecho incluso con extractor o manualmente si es necesario.
  • AINES si es preciso.

Compatible con leche de formula

Mastitis

Una mastitis puede ser de causa infecciosa o inflamatoria ya que el término en sí alude a una inflamación del tejido mamario aunque generalmente nos referimos con este término a las mastitis agudas. Otras formas serían las mastitis crónicas, mastitis por cándida y mastitis granulomatosa.

Se estima que entre el 3 y el 20% de madres lactantes presentan mastitis aguda y la mayor parte de las veces sucede en las primeras 6 semanas. Su diagnóstico es fundamentalmente clínico con presencia de dolor de pecho e inflamación (calor, rubor y eritema) y síntomas sistémicos parecidos a un cuadro gripal de diversa intensidad (fiebre mayor de 38,5º C, decaimiento, dolor articular, escalofríos…).

Sólo está indicado realizar cultivo de leche materna si no responde al tratamiento empírico con antibióticos o si tú, como mamá tienes alergia a varios antibióticos o si se trata de una infección grave adquirida en el hospital.

Causas mastitis

  • Conductos obstruidos por las causas anteriormente expuestas.
  • Disminución de las defensas maternas.
  • Malnutrición.
  • Grietas del pezón.
  • Higiene inadecuada al manipular el pezón.
  • Uso rutinario de cremas preventivas de grietas del pezón.

Tratamiento mastitis

  • Apoyo y consejería de lactancia materna.
  • Reposo y nutrición e hidratación adecuados.
  • Extracción frecuente y efectiva que se aconseja que realice el bebé y en su defecto con un extractor.
  • Tratamiento empírico con antibióticos si los síntomas persisten más de 24h.
  • Antiinflamatorios (preferentemente ibuprofeno).

Diseña tu biberón

Absceso mamario

Es una complicación de la mastitis. Una zona del pecho continúa estando dura, enrojecida y dolorosa (ocurre un 3% de las veces). Acude a tu matrona o ginecóloga de referencia. Los síntomas generales y la fiebre pueden haber desaparecido.

Happymami premiado

Tratamiento absceso mamario

Dos tratamientos posibles:

  • Aspiración con aguja y posterior análisis del líquido o pus aspirado para determinar el antibiótico adecuado;
  • Drenaje quirúrgico si es muy grande o hay múltiples abscesos.

Después del tratamiento no hay contraindicación en continuar con la lactancia materna si tu bebé no entra en contacto con la herida o las secreciones.

Bonus lactancia materna, grietas, mastitis y otros problemas

Como siempre te decimos, cada caso es único, y a la menor duda, apóyate en tu matrona, o personal especializado en lactancia materna, además existen los grupos de lactancia materna que seguro te aportarán mucho durante esta etapa. Lactancia materna, grietas, mastitis y otros problemas.

Diseña tu biberón


Entradas recientes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

____________

Si no estas segura de tu diseño, contesta estas preguntas y te decimos cuál es el biberón ideal para tu bebé 

Contestar preguntas
  • Opinión Happymami
  • Opinión Happymami
  • Opinión Happymami
  • Opinión Happymami
  • Opinión Happymami
  • Opinión Happymami
  • Opinión Happymami
  • Opinión Happymami
Copyright 2020 - 2021 © | Happymami Todos los derechos reservados
menu-circle linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram